www.mil21.es

COVID19

Durante estos 16 meses de pandemia global, la teoría más extendida es que fue en China donde se originó el virus y lo transmitió al denominado ‘paciente cero’. De ahí se empezó a extender a otros países e Italia fue el primero en Europa. Sin embargo, otras evidencias mostrarían que el primer paciente fue un niño infectado en noviembre de 2019. El debate del origen del coronavirus no deja de suscitar confusión y polémica.

Según un estudio publicado en The Lancet, la pandemia del coronavirus ha dejado a más de 1,5 millones de niños en el mundo sin alguno de sus padres, abuelos o tutores. Los datos se han publicado el 21 de julio, pero cubren hasta el mes de abril, por lo que se calcula que la cifra es mayor todavía. Los autores del estudio alertan de que “la orfandad no desaparece” y los niños quedan desprotegidos.

A vueltas con el artículo que presenta el punto de vista de tres médicos, que plantean cuatro posibles escenarios potenciales de la pandemia de COVID19: Erradicación, Eliminación, Convivencia y Conflagración, nos presentan un espectro de hipotéticas “finales” que pueden constituir la resolución de la pandemia de COVID-19.

Hace unos días, el gobierno australiano publicó un vídeo llamado “Covid-19 Health Campaign: Don’t be complacent”, que ha generado una gran polémica.

Durante casi año y medio de pandemia, España se ha enfrentado a cuatro olas del Covid-19, que ha dejado más de 80.000 fallecidos de forma oficial, aunque los indicadores de mortalidad apuntan a decenas de miles más. El confinamiento, el toque de queda y las restricciones de movilidad parecen no haber tenido el efecto que se esperaba, puesto que, o bien el incumplimiento de las normas, la imposibilidad de guardar todas las medidas sanitarias, o la mutación del virus, han provocado que todavía no podamos hablar de una victoria.

Durante el primer año de la pandemia de COVID-19 en Brasil, el nuevo coronavirus se propagó de maneras distintas entre las diversas regiones del país. A finales de abril de 2021, con la curva de contagios en ascenso, en promedio, el 15% entre los brasileños testeados en el ámbito del estudio EPICOVID-19 BR 2 exhibía anticuerpos contra el SARS-CoV-2.

Lunes de 26 de Abril, 10 de la mañana, me ponen la vacuna Janssen contra la Covid-19. Como es una sola dosis se entiende que ese hecho añadido a mi inmunidad natural, confirmada por análisis serológico hace dos meses tras haber pasado esa cruel enfermedad el pasado Marzo de 2020, garantiza mi tranquilidad y la vuelta a una cierta normalidad.

Con el dinero que se les ha pagado las farmacéuticas, a sus accionistas, dado el maravilloso negocio producido por las vacunas, habría dinero para vacunar a todo el continente Africano y sobraría dinero.

Mientras que la Covid-19 se ha cobrado la vida de más de 4 millones de personas y más de 190 millones de contagios en todo el mundo, son varios los países que están endureciendo las medidas para evitar la propagación del virus y sus variantes. En este escenario, Reino Unido celebra el “Día de la Libertad”, con la reapertura del ocio nocturno, la no obligatoriedad de la mascarilla y el fin de las restricciones.

Las noticias sobre Covid-19 nos siguen alertando de que la situación es grave en España. Los jóvenes en edades comprendidas entre 20 y 29 años siguen siendo los que registran la mayoría de nuevos contagios, con una incidencia de 1.311.

España estaría ante la quinta ola del Covid-19 y la Atención Primaria está colapsada. Parece que el ritmo acelerado de vacunación no ha sido garantía de una mejora significativa de la situación sanitaria y, por ello, algunas Comunidades Autónomas han endurecido y modificado las medidas para descender la ascendente curva de contagios, especialmente en menores de 30 años.

Nos hemos vuelto a equivocar por enésima vez. Lo hicimos hace un año, en los puentes de Octubre y Diciembre, en Navidad, Semana Santa… No tenemos remedio, porque no se puede dejar todo en manos de una parte de la sociedad que ignora el peligro y es ajena a la solidaridad.

Artículo publicado en Newsweek

Mientras India se hundía en una tragedia de COVID-19 que empequeñecía todo lo que había experimentado el país en la pandemia hasta ahora, con hospitales inundados, escasez de suministros de oxígeno y supuestamente el robo de vacunas de los almacenes, los políticos estadounidenses a miles de kilómetros de distancia clamaban por poner fin a las restricciones pandémicas.

Entre los contagiados hubo varios menores de edad, entre ellos tres bebés de tan solo un año

En su puesto de trabajo tosía fuertemente por todo el local, bajándose la mascarilla, al tiempo que manifestaba "os voy a contagiar a todos del coronavirus".

La inmensa mayoría de las vacunas se han financiado con fondos públicos. Menos del 3% lo han puesto las farmacéuticas.