www.mil21.es
La Ley de Seguridad Nacional, ¿para quién?

La Ley de Seguridad Nacional, ¿para quién?

Por Nicolás Poveda
sábado 10 de julio de 2021, 10:04h

Escucha la noticia

Como no cabía esperar otra cosa del tándem monclovita, hemos recibido la confirmación de que está a punto de ver la luz una Ley que denomina de Seguridad Nacional. No nos sorprende habida cuenta el talante de los personajes; puede que sí, el momento, pero para ellos cualquier momento es bueno para afianzar aun mas su poder de disposición sobre los derechos y libertades de los ciudadanos, que en principio quedan bastante mal parados con lo que pretenden.

Es costumbre de la denominada izquierda política socialista, la de sacar durante su mandato leyes limitadoras de derechos ciudadanos, valga como ejemplo la denominada Ley Corcuera, del gobierno del zapatitos, pero de aquello trascendió como mucho lo de la patada en la puerta, que limitaron los Tribunales a solo casos de comisión de delito flagrante. Pero nada tiene que ver aquello, con lo que ahora se les ha ocurrido a esas mentes del Pedro y el Iván.

En primer lugar, nos encontramos con la limpia de un plumazo, del derecho a la presunción de inocencia, del que Ha sido adelanto la Ley del si es si, de la ex del coletas, es un caso especial ya que se trata de violencia suma ejercida en privado, y por tanto de muy difícil probanza testifical o documental y ante la palabra de víctima y agresor los Tribunales han establecido una cuidada Jurisprudencia en favor de la posición de la víctima, pero ello como una variable del principio de presunción de inocencia y sus circunstancias especiales, no se trata por tanto, de “porque lo digo yo”, sino de que existen otros indicios aunque sean leves de la certeza d3el testimonio de la víctima, lo que no es lo mismo.

En segundo lugar, se trata de establecer un marco de persecución contra todo aquel que por el medio que sea proceda a negar las tesis del gobierno, cuestionándolas o ridiculizándolas, aun cuando para esto ultimo poco cabe hacer ya que se ridiculizan ellos solos, y para eso sobre con el hecho de las múltiples rectificaciones que hacen al día siguiente, habiendo llegad a decir un ministro, sobre un tema tan grave como el de las pensiones, que lo que dijo no era como lo dijo, que había “tenido un mal día”, lo que es inadmisible y hace el ridículo él solito.

En tercer lugar, se va a limitar el derecho de asociación o agrupación, solo podrán ser autorizadas las que al tándem interesen para obtener su apoyo a costa de subvenciones públicas nutridas del dinero de todos, pero así podrán combatir a los otros, fachas todos por supuesto.

Ahora que se acerca el momento de la llegada de los fondos europeos para la recuperación económica, se limita el derecho de información justando la Ley de Transparencia a limites inexistentes, con la finalidad de que si no hemos llegado a saber cuantos han muerto por la pandemia, aun a pesar del año transcurrido, no vaya a ser que sepamos en que se gastan los dineros los polit6icos gobernantes, a ver si va pasar como con los 300 millones de euros que se doto al excoleta para atender las residencias, competencia que se publicó en el BOE y que ni Vd. ni yo por su puesto, pero tampoco gente como Ximo Puig presidente valenciano, preguntan y preguntan y nadie sabe nada, por ahora las únicas residencias que se sabe atiende son los casoplones de la sierra que ocupa con su pareja de turno.

Y a los jueces darles bien, tanto los civiles, los penales, los contenciosos y ahora han descubierto el Tribunal de Cuentas, a ver si no les van a dejar hacer lo que quieran, faltaría más.

Mientras las víctimas del terrorismo marginadas y sus asesinos ensalzados Bravo ministro es Vd. un hacha.

Podrá el gobierno hacer lo que le dé la gana con nosotros, limitando nuestras libertades y derechos, reconocidos no ya constitucionalmente, ya que como dice el delincuente Echenique la Constitución Española esta fuera de lugar, sino que son los derechos y libertades reconocidos por las Autoridades y Órganos de la Unión Europea, que eso creo que aun no lo han podido quitar, aunque quisieran, solo han llegado a mentirles, pero nada más.

Se nos acerca un panorama muy grave, parecido al sufrido en su momento y del que ya creíamos estar vacunados, no del Covid, sino de las arbitrariedades, pero parece que todo sigue igual, cuando se suben a la poltrona del poder personajes que solo ansían su provecho personal, su Falcon, Doñana y la Mareta.

Como será la cosa, que ahora hasta los podemitas dudan de la conducta del tándem, ya que advierten de que tendría consecuencias una perdida de poder en el Gobierno, por vía de menos ministerios y competencias que conlleven disponibilidades económicas, ya ni se fían entre los que dicen formar la mal llamada izquierda española, y que no son otra cosa que algo distinto, vamos a decir, para no ofender, aun cuando se lo merecen por sus obras.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (1)    No(0)

+

0 comentarios