www.mil21.es

Putin confirma que el Ejército ruso combate en Siria al Estado Islámico

Putin confirma que el Ejército ruso combate en Siria al Estado Islámico
Ampliar
Vladimir Putin ha confirmado que Rusia proporciona cada vez más “ayuda militar” a Siria y no desmiente que cazabombarderos y tropas rusas se encuentran en la ciudad de Latakia para combatir al Estado Islámico. Desvela que los yihadistas se proponen atacar las ciudades santas de La Meca, Medina y Jerusalén.

Ante los Jefes de Estado de la Organización del Tratado de Seguridad Colectiva (OTSC), el Presidente ruso confirmó esta semana en Dusambé, capital de Tayikistán, que Moscú proporcionará todo el apoyo militar necesario a Damasco para contrarrestar la creciente amenaza del Estado Islámico.

Putin aseguró textualmente: "me gustaría decir que apoyamos al Gobierno sirio en su lucha contra la agresión terrorista, le proporcionamos y vamos a seguir proporcionándole ayuda militar y llamamos a otros países a sumarse a esta iniciativa".

Rusia, Tayikistán, Armenia, Bielorrusia, Kazajstán y Kirguizistán integran la OTSC, una alianza político-militar liderada por Moscú que tiene por objetivo rechazar cualquier agresión contra los Estados miembros, así como combatir el terrorismo y el crimen organizado transnacional.

Con sus palabras el dirigente del Kremlin da por buenas las informaciones sobre el despliegue de fuerzas rusas en Latakia, ciudad portuaria siria, que ha supuesto un giro en la guerra contra el Estado Islámico ante el fracaso de la coalición internacional liderada por Estados Unidos después de un año y medio de bombardeos.


Expulsar a los yihadistas de Siria



En una intervención interpretada en medios diplomáticos como un aviso al presidente Obama, Putin dejó claro que su objetivo era “expulsar a los terroristas de Siria y de la región para acabar con la destrucción, el esclavismo y la barbarie”.

Advirtió que el Estado Islámico ha previsto extender sus actividades a Europa, Rusia y Asia central, y desveló que los yihadistas planean atacar las ciudades santas de La Meca, Medina y Jerusalén.
Putin revela que el Estado Islámico planea atacar las ciudades santas de La Meca, Medina y Jerusalén

En términos similares se expresó el jefe de la diplomacia rusa, Seguéi Lavrov, quien reconoció en el Canal 1 de la televisión moscovita que "por supuesto, ha habido y habrá suministros de armas, los que inevitablemente se acompañan del envió de expertos rusos que ayudan a ajustar los respectivos sistemas y enseñan al personal sirio su manejo".

Aumenta la entrega de armamento



En este clima, el diario moscovita “Kommersant” publicó la pasada semana que estaba a punto de concluir la entrega a Siria de nuevos lotes de armas ligeras, lanzagranadas, transportes blindados de personal BTR-82A, camiones militares Ural y “otro armamento necesario para librar combates urbanos”.

Con todo, el sistema de armas más eficaz entregado por Moscú al Ejército de Damasco son los modernos misiles antiaéreos S-300PMU-2, que hacen prácticamente invulnerable el espacio aéreo sirio.

En medios diplomáticos árabes se aseguró que el Kremlin informó a Israel de que iba a proveer de misiles S-300 al Ejército sirio. El aviso tenía como finalidad evitar que la fuerza aérea israelí merodease el espacio aéreo sirio y algún aparato fuese alcanzado por los misiles.

A la panoplia de armamento entregado por Moscú hay que sumar la determinante ayuda que los servicios de inteligencia rusos facilitan al Ejército de Al-Asad. Satélites fotografían los movimientos de los yihadistas por el territorio sirio e interceptan sus conversaciones telefónicas y de radio.

Enfado de Washington



Las entregas sucesivas de armamento, el apoyo de inteligencia y la presencia de cazabombarderos rusos y fuerzas terrestres han provocado el enfado de Washington que ve cómo se aleja la posibilidad de acabar con el régimen de Al-Asad.

El portavoz de la embajada de Estados Unidos en Moscú, William Stevens, afirmó al citado diario “Kommersant” que "es inadmisible prestar cualquier tipo de apoyo al régimen de Al-Asad, ya que esto le permite evitar la búsqueda de un diálogo constructivo para poner fin al conflicto".

El diplomático estadounidense rechazó la propuesta de Moscú de que el Ejército sirio que sostiene al dictador Bashar al-Asad y las fuerzas en torno a él (milicias armadas del partido Baas, Pasdaran iraníes y milicianos chiíes de Hezbolá) participen en la lucha contra el Estado Islámico bajo el paraguas de Rusia.

Washington quiere asfixiar a Al-Asad. Todo lo que suponga darle oxígeno es tanto como proporcionarle legitimidad ante la comunidad internacional y que el “Ejercito Libre de Siria”, organizado con gran esfuerzo por la inteligencia norteamericana, se disuelva como un azucarillo.

La avalancha de Refugiados sirios que llegan a Europa y la implicación militar de Putin, marcan las primeras semanas de septiembre

Septiembre, mes de tensión



Es evidente que en lo que llevamos de septiembre se ha producido un aumento de la tensión en todos los frentes del conflicto sirio. En primer lugar, la avalancha de refugiados a Europa ha desbordado a los Gobiernos europeos y a las instituciones de la UE.

En paralelo, la decisión de Rusia de actuar directamente contra el Estado Islámico ante los nulos resultados de Estados Unidos y la coalición internacional.

Y finalmente, el progresivo desmarque de Francia y Alemania de las posiciones de Washington ante el fracaso de la lucha contra el Estado Islámico que ha creado a los Gobiernos europeos el enorme problema de acoger a más de un millón de refugiados sirios.

En este contexto, Angela Merkel y François Hollande han visto en la implicación de Putin un “salvavidas” al que aferrarse si el dirigente ruso, manu militari, asesta un golpe de muerte al Estado Islámico.
Putin confirma que el Ejército ruso combate en Siria al Estado Islámico
Ampliar
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (23)    No(0)

Comenta esta noticia
Normas de uso
  • Esta es la opinión de los internautas, no de mil21
  • No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.
  • La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.
  • Tu dirección de email no será publicada.
  • Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.