www.mil21.es
Londres asegura que un ultraligero se cruzó durante el aterrizaje del jet en el que murió Sana bin Laden
Ampliar

Londres asegura que un ultraligero se cruzó durante el aterrizaje del jet en el que murió Sana bin Laden

Las autoridades británicas culpan del accidente en el que murió Sanabin Laden a un ultraligero que se cruzó en la trayectoria del jet privado cuando se disponía a enfilar la pista de aterrizaje. La investigación oficial, que ha hecho públicas sus conclusiones iniciales, no hace referencia alguna a por qué el ultraligero se encontraba en la ruta del jet que había sido autorizada por la torre de control.

La hermanastra del fundador de Al Qaeda, Osama bin Laden, se dirigía a Londres para declarar ante la Comisión Chilcot sobre la supuesta implicación de príncipes saudíes en los atentados contra las Torres Gemelas el 11 de septiembre de 2001.

El pasado 1 de agosto el jet Embraer Phenom 300, construido en 2010 y propiedad de la familia Bin Laden, se estrelló cuando se disponía a aterrizar en el aeropuerto de Blackbushe, en el condado de Hampshire, lo que provocó el fallecimiento de Sana bin Laden (53 años y hermanastra de Osama), Raja BashirHasrem (75 años, madre de Sana y madrastra de Osama), Zouheir Anuar Hashem (56 años y esposo de Sana) y el piloto, el jordano Mazen Salim Alqasim (58 años).

La Comisión de Investigación de Accidentes Aéreos (AAIB, por sus siglas en inglés) señala en sus conclusiones preliminares que el avión privado procedente de Milán, tras comenzar su descenso desde el nivel de crucero, se vio obligado a superar a un ultraligero que se interpuso en su ruta. El jet tuvo que maniobrar para elevarse y pasar por encima del ultraligero. En ese momento el piloto vio que tenía otro avión por encima, lo que le obligó a enfilar la pista a una altura que no era la adecuada.
El jet privado tuvo que hacer una brusca maniobra cuando se cruzó un ultraligero que no consta haya investigado la policía

Estas maniobras, según la investigación, le hicieron perder al jet de la familia Bin Laden una parte de los 1.059 metros de la pista de aterrizaje. Los 438 metros de pista que le quedaban para aterrizar, en lugar de los 616 requeridos de acuerdo a las especificaciones del fabricante, fueron insuficientes, por lo que el jet se escoró a la izquierda de la pista y chocó con un montículo de tierra de un metro de altura. En ese momento el avión perdió su tren de aterrizaje delantero.

El aparato despegó nuevamente pero terminó chocando con varios coches aparcados junto a un local adyacente dedicado a la compra-venta de vehículos. El impacto provocó que las alas se separaran y el combustible incendió la aeronave, con lo que perecieron los cuatro ocupantes.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (9)    No(0)


Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Desarrollo Editmaker

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.